Dirección de Asuntos Jurídicos

CAPÍTULO VI

DE LA DIRECCIÓN GENERAL DE ASUNTOS JURÍDICOS

Artículo 56. Corresponden a la dirección general de asuntos jurídicos las siguientes atribuciones, que atenderá cumpliendo los lineamientos que dicten el tribunal superior y el presidente:

I. En los juicios de amparo directo e indirecto:

a) Preparar y suscribir los informes previos y justificados correspondientes, que deban rendir los magistrados del tribunal superior y los funcionarios, en conjunto o en lo individual.

b) Elaborar los acuerdos jurisdiccionales que deban pronunciarse en cada uno de ese tipo de asuntos, incluyendo lo relativo a la suspensión provisional y definitiva que corresponda.

c) Ofrecer pruebas y expresar alegatos.

d) Interponer recursos y actos que sean necesarios para el buen desarrollo y terminación de dichos juicios. Cuando se trate de dar cumplimiento a la ejecutoria de un juicio de amparo, dictada contra sentencias emitidas por el tribunal superior, que ordene el dictado de una nueva resolución o la reposición del procedimiento, la dirección general de asuntos jurídicos proporcionará al magistrado ponente los expedientes originales necesarios para que elabore el nuevo proyecto.

II. Llevar el control de los juicios de amparo, mantener al corriente la información de cada una de las actuaciones que el tribunal superior esté obligado a realizar, proporcionar esta información cuando sea requerida por los magistrados o por la secretaría general de acuerdos y emitir opinión sobre los alcances de cada una de las ejecutorias que dicten los órganos de control constitucional.

III. Someter a la consideración del pleno la propuesta de cumplimiento de las sentencias de amparo que se emitan en los juicios de amparo.

IV. Informar al presidente, sobre las omisiones de los funcionarios encargados de cumplir las ejecutorias de amparo.

V. Recopilar la información sobre los juicios de amparo que se interpongan contra los magistrados de los tribunales unitarios.

VI. Proporcionar las documentales que sean solicitadas por los órganos del poder judicial de la federación en los juicios de amparo.

VII. Informar al presidente, así como a los magistrados y servidores de los tribunales agrarios que tengan interés jurídico, sobre las multas que les sean impuestas.

VIII. Representar a los tribunales agrarios en los asuntos contenciosos o de jurisdicción voluntaria en que sean parte.

IX. Intervenir en las reclamaciones de carácter jurídico que puedan afectar el patrimonio o derechos de los tribunales agrarios.

X. Formular ante el ministerio público querellas y denuncias, previo acuerdo con el presidente.

XI. Presentar todo tipo de desistimientos.

XII. Formular las denuncias de hechos delictuosos cometidos por servidores públicos de los tribunales agrarios, que se produzcan con motivo del desempeño de sus funciones o, en su caso, cometidos en contra de ellos o de los bienes bajo su resguardo, informando al órgano interno de control para efectos de su competencia en los aspectos administrativos.

XIII. Formular los convenios y contratos a celebrar por el tribunal superior, de acuerdo con la normatividad aplicable y llevar el registro de ellos, así como de los instrumentos jurídicos de cualquier índole, relativos a derechos y obligaciones patrimoniales de los tribunales Agrarios.

XIV. Emitir opinión en los contratos, convenios, autorizaciones y permisos que celebren los tribunales agrarios.

XV. Asesorar jurídicamente, en asuntos oficiales ajenos a las resoluciones en materia agraria, a los titulares de los tribunales agrarios y sus unidades administrativas, así como emitir opinión sobre los asuntos que le sean planteados por ellas.

XVI. Entregar a los integrantes del pleno, un informe mensual y uno al finalizar el año que transcurra, sobre las ejecutorias que niegan, conceden, sobreseen y desechan, así como de las que se declaran no cumplidas.

XVII. Representar al tribunal superior ante el tribunal federal de conciliación y arbitraje, juntas locales y federales de conciliación y arbitraje y demás autoridades del trabajo, en las controversias laborales que sea parte.

XVIII. Resguardar los expedientes y demás documentos que conforman los archivos de la dirección general de asuntos jurídicos.

XIX. Las demás inherentes a su cargo.

Artículo 57. Para el cumplimiento de sus atribuciones, la dirección general de asuntos jurídicos contará con las direcciones necesarias que conforme a la autorización presupuestal procedan. Las funciones se regirán por los manuales que expida el tribunal superior.

Artículo 58. El director general de asuntos jurídicos tiene facultades para suscribir todos los escritos ante las instancias jurídicas y administrativas respecto de demandas, contestación, requerimientos y desahogos, ofrecimientos de pruebas, y en general cualquier acto que tenga como fin la defensa de los tribunales agrarios, pleno, magistrados y directores generales; con excepción de los desistimientos cuando sean de carácter personal.

Modificado por última vez en Jueves, 01 Octubre 2020 13:58
Más en esta categoría: « Metas y Objetivos

© 2019 Tribunales Agrarios.

  • Visitantes:
  • 3.png7.png9.png0.png9.png6.png
  • Hoy: 131
  • |
  • Esta semana: 131
  • |
  • Este mes: 3865